Hawái.


119. Explorer’s Club: 7. Belfast – Reykjavik + Explorer’s Club: 10. New York – Montreal
noviembre 1, 2010, 2:20 pm
Filed under: Uncategorized

HAUSCHKA & STEFAN SCHNEIDER/ NILS FRAHM/ JOHANN JOHANNSSON

»Explorer’s Club: 7. Belfast – Reykjavik«
KLIMA/ ANDY NICE & ISNAJ DUI/ SØREN BIGUM AND MOOGIE JOHNSON
»Explorer’s Club: 10. New York – Montreal«
LOAF. 2010

‘Explorer’s Club’ es una serie de doce volúmenes, uno por cada mes, comisionada desde las oficinas de LOAF, uno de los subsellos de Lo Recordings, en conjunto com la organización Arctic Circle. Disponibles solo a través de archivos, en él se entregan temas como si fuese una especie de splits singles digitales, temas exclusivos de artistas desde diversos países y sonidos. A pesar que la serie aún no está completa, hoy destacaremos dos de ellos, sabiendo que en el resto de ellos hay material igualmente interesante.

El más reciente, el número 10, correspondiente al mes de octubre de 2010, es un viaje de la Gran Manzana hasta la ciudad canadiense. “Explorer’s Club: 10. New York – Montreal” entrega tres canciones entre cinco músicos. Comenzando por el final Søren Bigum y Moogie Johnson cautiva en tan solo dos minutos y veintitrés segundos con una nana acústica de guitarra, embellecida por puntadas eléctricas. “Isbjørn” es en su brevedad (una característica de todos los aportes), una instantánea que refulge y destella con ese diálogo ameno entre las cuerdas, como un Loren Connors menos autista y en alta fidelidad. “Bones”, Andy Nice (Sophia) junto a Isnaj Dui (nombre real: Katie English), una pieza para cuerdas arqueadas que pareciese que se destemplasen casi de una manera fantasmal. Animas de violines, violonchelos que crean un ambiente de una tristeza histórica. Yasí llegamos al principio, cuando aparecía la francesa Angèle Dadid-Guillou, también conocida como Klima. En las puertas del horno se encuentra el sucesor de “Klima” (Peacefrog, 2007), pero antes de eso “A Trick Of The Sea”, una canción original de su actual banda, los imperecederos Piano Magic. Aparecida en precisamente “A Trick Of The Sea (Bliss Out Vol. 13)” (Darla Records, 1998), Angèle la reduce a un órgano, un arpegio de guitarra y poco más. Pero ese poco más es unas pocas notas de piano por el final, una flauta mágica y no menos importante, voz angelical. Cierto es que el origen ya es bueno y habría que ser un tonto para arruinarla. Aún así, y aunque quizás cometa un error, casi diría que esta versión supera a su debut y a varias de sus aportaciones a la banda que tan bien la ha acogido. Consigue llenar y crear una atmósfera que es la misma que persigue Glen Johnson y los suyos, pero de otra forma ligeramente distinta. Balada de olas peligrosas, esta canción para marineros abatidos. Si su próximo disco es así…

“Explorer’s Club: 7. Belfast – Reykjavik” es la edición número siete, al del mes de julio, tiene uno de los planteles más atractivos. Comenzando por “Common Exposure” con los alemanes Hauschka y Stefan Schneider (aka Pluramon) de por medio. Lo que arranca tímidamente continua conforme avanza sumando pequeños sonidos sobre un piano acuático y teclas tocadas casi con miedo hasta terminar de la misma manera. Electrónica de andar por casa en una mañana optimista. Lo que una sintonía sencilla puede lograr. Nils Frahm, un conocido nuestro –[104, 113]– entrega su habitual destreza tocando el piano al servicio de composiciones de corte clásico teñidas de azul. “Corn” es otro milagro que sale de las manos del pianista alemán, una maravilla que habita entre cuerdas, cajas de resonancia y teclas manufacturadas siglos atrás ,que traen el sonido de la vieja y romántica Europa. “Sifreri” es otra pieza corta como el tiempo, también con piano, pero esta vez con las manos del islandés Johann Johannsson. Otro que interpreta muy bien y, lo más importante, compone a partir de lo simple una breve escena en tono sepia, notas en escala menor hasta que se agote la sangre y el silencio, antes del último y final sonido, invada la sala, el piano se quede solo y no queden más reflejos que los de un sol de invierno.

Los restantes aportes, como dije anteriormente, son tan interesantes como estas, pero particularmente, de entre todas ellas y no por mero capricho, elijo estas dos. Será por la confianza que estos músicos tenían depositada en mí –otros, los desconocidos ya se han ganado mi respeto–, una confianza que con esto no hace más que consolidarse, así como la mirada certera de LOAF que con su Club de Exploradores ya tiene, aún siendo incompleto, el mejor club de singles de esta temporada.

Anuncios

Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: