Hawái.


045. 1897
mayo 1, 2009, 4:25 pm
Filed under: Uncategorized

SEAWORTHY
»1897«
12K. 2009

Un búnker de hace mas de cien años, ubicado en Newington, Australia, y que servía para almacenar municiones, fue el sitio escogido por Cameron Webb para desarrollar su último proyecto. El lugar, construido en 1897, y que sirvió para albergar por parte del ejercito australiano materiales destinados a conflictos bélicos hasta hace no muy poco –el último de ellos, la Guerra del Golfo en Irak–, actualmente es parte del Parque Olímpico de Sydney, y en contraste a su anterior uso, sirve de hábitat para un conjunto de animales en peligro de extinción. Es al interior de esas paredes donde se gestó “1897”. Ocupado durante tres meses del 2007 por el músico australiano, allí grabó una serie de improvisaciones, field recordings, que fueron la materia prima con la que ensamblar su nuevo disco, el segundo para 12k, proceso que le tomo casi todo el 2008, debido al nacimiento de su primer hijo.

Las distintas piezas se pueden fácilmente dividir en dos grupos, pese a que el objetivo sea uno solo: por un lado están aquellas enfocadas casi exclusivamente a la (re)creación de ambientes; por otro están aquellas que también van hacia ese camino, pero la diferencia radica en que el primer plano esta en su frágil guitarra. Dentro de las primeras, por ejemplo esta “Inside” + “Ammunition 1” + “Inside 2” e “Installation 2” –esta más propia de los espacios nanométricos de Taylor Deupree, jefe de 12k–, donde basándose en grabaciones de campo reproducidas al interior del búnker y microscopismos varios, captura fielmente la tristeza del vacío de un lugar deshabitado, la melancolía del abandono. Dentro de las segundas, “Ammunition 2” + “Ammunition 3”, “Installation 3”… todas ellas piezas en las que dichos sentimientos los exterioriza en delicados arpegios, dibujando complejos acordes con las seis cuerdas, evocando los mismos recuerdos –en la tarea de reflejar ese vacío, ayuda bastante el espacio, y la reverberación natural que se produce en esas grandes habitaciones–. En contraste con todo lo anterior se encuentra la flora y fauna que rodea a estas instalaciones, que llena de color los cálidos parajes australianos, en especial este, otrora dedicado a almacenar el mal: hojas, árboles, el viento entre ellos, insectos, imperceptibles generalmente, perceptibles en este CD –los pájaros al final de “Ammunition 2”, más aves y cantos animales en “Ammunition 6” y el epílogo, “Outside”–, en otra demostración de que la vida siempre encuentra donde desarrollarse.

Este nuevo reporte de Seaworhty, es un pequeño disco, pero que esconde grandes momentos, paisajes instrumentales desde las afueras de la ciudad (Sidney), donde la hermosura del campo se enfrenta a la pena y el dolor que habitan un viejo edificio. Bueno, al menos eso es lo que Cameron Webb logró sacar de ese lugar, eso es lo que exuda “1897”.

www.12k.com www.myspace.com/backgroundfrequencies

Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: